50% de los mexicanos prefiere rentar que comprar un hogar; Inegi detalla las causas de esto

Por necesidad o preferencia, más mexicanos viven en una vivienda rentada o prestada por familiares, amistades o cuestiones laborales, revelaron datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

De 2014 a 2020, la participación de viviendas particulares habitadas que son rentadas aumentó de 15.2 a 16.4 por ciento. Aquellas que son prestadas creció de 12.8 a 14.2 por ciento y las que están en otra situación, como los inmuebles invadidos, se incrementó de 0.2 a 1.7 por ciento.

En cambio, las casas propias, pagadaso en proceso de liquidarse, se redujeron de 71.8 a 67.8 por ciento, según la Encuesta Nacional de Vivienda 2020.

Julio Santaella, presidente del Inegi,detalló que, de las personas que habitan unidades en renta, 51.4 por ciento no tiene acceso al crédito o no tiene recursos; 22 por ciento lo hace por la facilidad de mudarse; 9.7% aseguró que la mensualidad es menor que una hipoteca; a 5.4 por ciento no le interesa comprar, 3.3 por ciento prefiere invertir en su persona y el resto tiene otros motivos.

Cuando se ve por entidad federativa, en Guerrero, Chiapas, Sinaloa, Guanajuato, Estado de México, Tabasco y Puebla, en más de 60 por ciento de las viviendas rentadas viven personas que no pueden acceder al crédito o no tienen recursos. En México hay 35.3 millones de viviendas, de las cuales 5.8 millones son rentadas.

Del universo de casas, 28.1 por ciento tienen hasta 55 metros construidos; 41, entre 56 y 100 metros; 15.6 por ciento, de 101 a 150 metros y sólo 15.1 por ciento, más de 150 metros.

Algunas viviendas de interés social quedan desocupadas por esto.

Por antigüedad, 24.6 por ciento tiene 31 o más años; 20.5 por ciento, de 21 a 30 años; 28.7 por ciento, de 11 a 20 años; 13.5 por ciento, de seis a 10 años, y 9 por ciento, cinco años o menos.

Edgar Vielma, director general de Estadísticas Sociodemográficas del INEGI, detalló, en conferencia de prensa, que 44.2 por ciento de las viviendas tiene humedad o filtraciones de agua; 40.8 por ciento, grietas o cuarteaduras; 16.2 por ciento, deformaciones en los marcos; 14.8 por ciento, levantamientos o hundimientos del piso, y 10.6 por ciento, fracturas, deformación de columnas vigas o trabes. 

De los 23.9 millones de casas propias, 72.9 por ciento tiene escrituras. De ellas,56.9 por ciento tiene como propietarios a hombres y 41.5 por ciento, a mujeres. 

De esas unidades, 57.3 por ciento la construyó; 20.8 por ciento la compró nueva; 14.6 por ciento, la adquirió usada, y 7.2 por ciento, la obtuvo de otra manera. 

Por fuente de financiamiento, 65.4 por ciento utilizó recursos propios; 18 por ciento usó crédito Infonavit; 9.1 por ciento, financiamiento de una institución privada; 4.6 por ciento empleó préstamos familiares, amigos o de otras personas, y 2.7 por ciento lo hizo con crédito Fovissste

Fuente: El Heraldo de México